Voto multi-nivel y polarización: las elecciones en España y Grecia

En España y Grecia, las elecciones europeas serán sólo una más de las cuatro citas electorales que habrá en 2019. En ambos países también tendrán lugar comicios generales, regionales y municipales. En España, se han convocado elecciones parlamentarias para el 28 de abril, mientras que en Grecia aún no se conoce la fecha, aunque el calendario electoral prevé el fin de la legislatura a principios de octubre. Por lo tanto, los dos casos se caracterizan por un complejo marco de votación multi-nivel en el que las elecciones europeas se ven eclipsadas por la competición política nacional.

En ambos países, las elecciones se llevarán a cabo en un clima polarizado, sobrecalentado por las delicadas controversias nacionales. En España, el asunto catalán ha sido profundamente divisivo. Los políticos que promovieron la declaración de independencia de 2017, y que luego fueron arrestados, están siendo juzgados ante el Tribunal Supremo. Las audiencias del juicio, transmitidas en directo por televisión cuatro días a la semana, mantienen la atención del público sobre la cuestión territorial. Mientras tanto, el ex presidente del Gobierno catalán está haciendo campaña activa en su exilio belga. Desde allí, Puigdemont se ha convertido en el candidato de la lista europea, purgando de las listas los elementos más pragmáticos del partido, con la esperanza de llevar la reclamación de independencia al corazón de la UE.

En Grecia, el nervio nacional se ha reavivado con la disputa sobre la denominación del país vecino del norte (Macedonia). Percibido como una amenaza a la integridad territorial griega y como un robo de la historia y símbolos de la identidad nacional, el problema se enquistó durante casi 30 años. Sin embargo, la solución reciente al problema, adoptando por acuerdo el nombre de Macedonia del Norte, es profundamente impopular entre el electorado griego. La ratificación en enero del Acuerdo de Prespa entre los gobiernos de griego y macedonio desencadenó manifestaciones masivas e impulsó a Griegos Independientes, como partido nacionalista de derecha, a poner fin a la experiencia de Gobierno con Syriza.

La inestabilidad, por otro lado, es un rasgo común de ambos países. En febrero, el Gobierno socialista minoritario de Sánchez tuvo que tirar la toalla cuando perdió el apoyo de los diputados catalanes independientes a su ley de Presupuestos. En Grecia, después de la ruptura de la coalición gobernante, Syriza pudo reconstruir una nueva mayoría con el apoyo de seis diputados independientes. De esta forma, el Gobierno podrá sobrevivir hasta el final de su mandato, en otoño.

[Recibe diariamente los análisis de más actualidad en tu correo electrónico o en tu teléfono a través de nuestro canal de Telegram]

En ambos países, las elecciones serán el choque entre dos fracturas políticas. En España, la derecha, ahora formada por el Partido Popular, los radicales de Vox y Ciudadanos, que en sus orígenes aspiró a ser una fuerza de centro y ahora busca orientar la disputa electoral en torno al eje centro-periferia. Para ello, propone una plataforma nacionalista en defensa de la unidad española contra la amenaza separatista y presenta a éstos como aliados de los socialistas por su apoyo a la moción de censura constructiva que, en junio de 2018, llevó a Sánchez al Gobierno.

La izquierda, en cambio, erige su campaña electoral en torno a la división izquierda-derecha, enfatizando la necesidad de un triunfo progresista para vencer al neoliberalismo y abortar el escenario de un Ejecutivo que incluya a Vox. Por esta razón, Sánchez centra su atención en la agenda social aprobada por su Gobierno, que incluye medidas como el aumento del salario mínimo, la revalorización de las pensiones, las reglas para contratos de alquiler y la extensión a cuatro meses de licencia por paternidad. Igualmente, la campaña de Unidas Podemos se centrará en los temas sociales y de género.

En Grecia, la mayoría de los partidos en la oposición denunciaron el Acuerdo de Prespa por considerarlo peligroso para el interés nacional, y lo utilizaron para movilizar apoyos y atacar a Syriza. Aún no está claro cómo este incendio nacionalista afectará al resultado de las elecciones, pero es probable que tenga una influencia relevante en el norte del país. En las últimas semanas, el primer partido de la oposición, Nea Demokratia, ha tratado de cambiar el enfoque del debate criticando la competencia económica de Tsipras y su capacidad para administrar el Gobierno.

Mientras tanto, Syriza propone una alianza de fuerzas progresistas capaces de contrarrestar el neoliberalismo, el nacionalismo y la extrema derecha. Durante la crisis de la eurozona, muchos analistas argumentaron que la división izquierda-derecha había quedado superada por una nueva fractura entre favorables y oponentes al rescate griego por parte de la UE y el Fondo Monetario Internacional. De hecho, fue precisamente esta nueva fractura la base que hizo posible el acuerdo en 2015 entre Syriza y Griegos Independientes, dos partidos contrarios al rescate pero a favor de permanecer en la eurozona.

Sin embargo, después de la salida griega del rescate, en agosto pasado, y la marcha del Gobierno de Griegos Independientes en enero, Syriza ha podido volver a centrar su discurso sobre el eje izquierda-derecha. Al igual que Sánchez, Tsipras también persigue una agenda social: ha elevado el salario mínimo y ha convencido al Eurogrupo para que no imponga a Grecia los nuevos recortes en las pensiones que debieran haberse aplicado en enero.

Dos meses antes de las elecciones europeas, no está claro cómo terminará la competencia en torno a los diferentes temas elegidos por la izquierda y por la derecha. Mientras tanto, el resultado que salga de las elecciones generales del 28 de abril en España, cualquiera que sea, podría desencadenar un efecto reflejo a nivel europeo.

(Este análisis ha sido traducido por el editor de Agenda Pública Juan Rodríguez Teruel y sale este jueves también publicado en el diario italiano ‘La Repubblica’).

Autoría

Dejar un comentario

X

Uso de cookies

Esta página utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle información relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.